CHULETÓN DE AUTÉNTICO BUEY DE RÉCORD

El chuletón de buey que está batiendo todos los récords con sus 11 kg.

Un auténtico buey de más de 2 toneladas nos ha regalado este gran chuletón de dimensiones increíbles. Además de esta pieza, también contamos con chuletones más pequeños, otros de + de 7 kg hasta piezas de más de 12 kg aprox. de bueyes con certificado de autenticidad garantizado y todas las piezas van acompañadas de la documentación referente a la trazabilidad. Chuletones envasados al vacío individualmente y se podrá seleccionar un peso aproximado en el que se esté interesado.

Destaca por su alta infiltración poco habitual en este tipo de ejemplares, lo que hace que sea un producto de una altísima calidad de alto valor gastronómico.
El buey de raza Minhota del que sale esta pieza pesaba 2.240 kg y tenía más de 7 años de edad, uno de los ejemplares más grandes de la península. El secreto quizá esté en su genética y su alimentación natural a base de maíz ensilado y pasto con el que se ha conseguido ese volumen en el animal.

Los chuletones son de peso variable y cada cliente podrá decidir la pieza que más le interese con la maduración específica deseada. Se trata de un producto exclusivo al que vamos a dar todo nuestro cariño y apoyo.

El peso habitual de los chuletones de vacuno suele rondar entre 1 y 3 kg los más grandes, mientras que este chuletón de buey se escapa de todas las estadísticas. Su gran tamaño hacen de él uno de los chuletones más grandes nunca vistos.

Contacta con nosotros si tienes interés en disfrutar de uno de estos chuletones llamando al 943 89 44 11 , escríbenos a info@okelan.es o haciendo clic aquí. 75€ + IVA el kg. Precios especiales para profesionales.

Conservación: Refrigeración recomendada entre 0º- 4º C. Apto para congelar.
Modo de empleo: Antes de su consumo abrir el envasado, secar con papel absorbente el producto y atemperar hasta que el corazón de la pieza esté a temperatura ambiente. Temperatura recomendada previo al asado de la pieza: 28ºC.

Corte de la zona de del costillar

La carne roja en general es una muy buena fuente de hierro, proteínas y niveles de creatina. Vitaminas como la B1, B2, B12, D, niacina, tiamina y riboflavinas.Destaca también por su contenido en minerales como el fósforo y el zinc.
Estas propiedades nos ayudan a mantener los glóbulos rojos en sangre, contribuyendo al desarrollo del sistema nervioso y mejorando las funciones metabólicas y celulares.